29 Jan Vender vivienda con hipoteca

Vender vivienda con hipoteca

Vender vivienda con hipoteca

Despejamos tus posibles dudas a la hora de vender una vivienda con hipoteca

Si te encuentras en la situación de querer vender tu vivienda y tienes una hipoteca, es probable que no tengas muy claro cómo debes actuar.

Existen numerosas circunstancias y opciones a tener en cuenta , con este artículo pretendemos despejar tus dudas para que el trámite sea lo más ágil y fácil posible.

Antes de tomar decisiones o realizar cualquier gestión, tienes que tener claros varios factores: cuánto te costó la vivienda actual, la cuantía de la hipoteca que te queda por pagar, a qué precio vas a poder vender tu inmueble…

3 opciones para vender tu vivienda con hipoteca.

1. Cancelación de hipoteca el mismo día de la compraventa

Es la forma más habitual y, sinceramente, la más cómoda.

Si decides llevar a cabo esta opción y cancelar tu hipoteca, necesitarás un certificado de saldo pendiente emitido por tu banco, para, entregárselo al comprador.

Este lo entregara a su banco, y su banco calculará la deuda y preparar la liquidación, para el dia de la notaría.

El día de escritura pública, una parte del dinero que recibas estará destinada a la cancelación. Así que ese día, ante Notario, recibirás dos cheques / dos transferencias. Una parte para el banco y otra para ti.

Lo has pagado todo, incluso has cancelado la hipoteca en tu entidad bancaria.

Pero, ¿es suficiente?

Finalmente, el último paso: la cancelación registral de la hipoteca. El procedimiento consta de diversas fases, que lo puedes realizar tu o contratar una gestoría.

La petición al banco del certificado de deuda cero, la entrega en notaría de dicho certificado, la solicitud del documento de Actos Jurídicos Documentados (IAJD) y, en última instancia, se deberá ir al registro de la Propiedad con con la copia del impuesto, el certificado de deuda cero y la escritura para hacer efectiva la cancelación.

Si tu comprador solicita una hipoteca para comprar tu piso, este trámite lo realiza la gestoría del banco del comprador y harían una provisión de fondos para la cancelación registral de tu hipoteca.

2. La subrogación

Una opción para vender un piso con hipoteca sin cancelarla es, siempre que sea posible, que el comprador se subrogue a la misma adquiriendo los compromisos, obligaciones y derechos.

Es decir, que se convierta en el nuevo deudor liberando al vendedor de la deuda con el banco.

Dicho de otro modo: vender el piso con la hipoteca vigente: consiste en cambiar el titular de la hipoteca.

En esta segunda opción, la entidad bancaria tiene el poder de toma de decisiones respecto a si admite o no al nuevo deudor. 

La principal razón por la que el comprador podía plantearse la subrogación, es la ausencia de los costes de constitución de un préstamo nuevo y el ahorro del IAJD (Impuestos de Actos Jurídicos Documentados).

Actualmente, con la nueva Ley hipotecaria, estas ventajas han dejado de ser válidas. Por lo que subrogarse a una hipoteca, es ahora una alternativa poco atractiva para el comprador.

Esa hipoteca subrogada actuará como parte del pago de la vivienda. Las partes deberán acordar cómo hacer frente a la totalidad.

3. La hipoteca puente

Una última forma de vender nuestra casa o piso hipotecado sería a través de una hipoteca puente.

Este tipo de producto bancario se utiliza cuando se quiere comprar una casa nueva sin haber vendido todavía la actual, de manera que el banco presta una cantidad de dinero dinero y absorbe la hipoteca.

Básicamente se trata de una fórmula que te permite comprar una vivienda sin cancelar la hipoteca de tu piso o casa actual y sin tener que pagar dos cuotas por separado.

Sigues teniendo la obligación de vender tu propiedad actual y, cuando lo hagas, deberás cancelar la hipoteca que recae sobre ella.

La ventaja es que es un sistema que te da más flexibilidad a la hora de un cambio de vivienda, ya que no dependes de la venta de tu propiedad para comprar otra.

Un punto atractivo de la gestión se encuentra en que el interesado deberá hacer frente a una única cuota mensual mientras se vende la vivienda y podrá de este modo contar con un plazo acordado para poder vender con tranquilidad el inmueble.

Esto se debe a que la hipoteca puente permite al propietario unificar dos hipotecas en una.

Este producto es recomendable para aquellas personas que no pueden deshacerse de su casa en un plazo corto de tiempo y están en condición de afrontar una cuota más alta por su hipoteca. 

La pega (todo tiene alguna pega), es que si no consigues vender tu piso al precio que esperas, puede que el pago de una cuota elevada durante mucho tiempo acabe con tus ahorros.

Sea cual sea la decisión que tomes, siempre puedes beneficiarte del trato y los servicios de profesionales del mundo inmobiliarios, en el Grupo RE/MAX Distrito disponemos de UN PLAN CAMBIO DE CASA, alternativo para que puedas vender antes de la compra y de esa manera ganes tranquilidad y puedas disfrutar de tu nueva compra.

Te ayudaremos a no cometer  errores comunes en los que muchas personas caen por falta de información y experiencia.

¿Quieres saber más sobre nosotros? Somos un equipo de profesionales inmobiliarios,  expertos en PLANES CAMBIO DE CASA, en toda la Cam. de Madrid.

Sea porque tu casa actual se te ha quedado pequeña o al revés es demasiado grande, sea por que te quieres ir de Madrid y quieres cambiar tu piso por un chalet…….

¿O tal vez te quieras ir a la playa?

Disponemos de herramientas, servicios y tecnología en beneficio de nuestros clientes, solo nos debes de consultar!

¡Te sorprenderás de lo ágil que se puede volver un trámite que, para muchos, se convierte en un verdadero dolor de cabeza!

No se ha encontrado ningún campo.